El yoga es un conocimiento, una disciplina y una experiencia que se adapta a las circunstancias de cada persona. Su práctica es recomendable para todas las edades.

Nos propone un medio para conocer y profundizar nuestro yo superior en armonía con el universo. Nos invita a abrirnos a las fuerzas y energías sutiles del cosmos, que equilibran nuestro espíritu y mejoran la calidad de nuestra vida. Nos enseña a conocer el cuerpo y a mantenerlo sano y saludable. Nos anima a despertar la conciencia y a vivir más libres, a aceptarnos tal y como somos y a superar las limitaciones que nos atan.
Abre una senda de autoconocimiento generando y despertando nuestra propia luz, para caminar con presencia y autoridad sobre nosotros mismos.

Nos propone y ayuda a vivir el presente, que es el momento real del que podemos disponer ahora. Nos enseña como equilibrar la mente aprovechando este potencial para ver en los momentos difíciles con claridad.

Su objetivo final es conseguir una mente estable en un cuerpo sano.

Nuestro instructor define Yoga como: el arte de saber estar, el arte de relajar el cuerpo, el arte de serenar la mente, el arte de respetarse y respetar un camino para la evolución del ser humano. El arte de vivir en paz. Un abrazo a la vida.