Pensado para los más mayores, es una actividad, orientada a incorporar la dinámica de ejercicio y movimiento, que a veces en el día a día no encontramos tiempo.
Son ejercicios suaves para quienes llevan una vida sedentaria y quieren cambiar los hábitos poco a poco.
Siempre bajo el control de los monitores y teniendo en cuenta sus, posibles, problemas de salud.